miércoles, 3 de mayo de 2017

Nuestro paso por Egipto.

Después de conocer Londres a fondo, Phileas Fogg pasó de nuevo por nuestra clase para dejar una carta en la que nos invitaba a viajar con él a Egipto. ¡Nos apuntamos encantados!
En este trayecto utilizamos el barco y el tren de vapor para llegar hasta Suez.

Una vez allí empezamos a investigar sobre Egipto, en qué continente queda, la forma del mapa del país, cómo es su bandera... y por supuesto, conocimos las pirámides.

Nos encanta jugar en el Rincón de "La vuelta al mundo" en el que disponemos de distintos tipos de mapas: un mapamundi, un globo terráqueo y un juego que nos trajo Nicolás en el que tenemos que ir colocando los países:



Tienen mucho interés en todos los mapas, y ellos/as mismos se ponen a buscar distintos países o me piden a mí que les diga el nombre de algún país para buscar y, en pocos segundos, lo encuentran. 

Un día hicimos una pirámide con bloques de cartulina en una ficha:




Nos costó un poquito el tema de tener que ir escalonando cada piso, pero lo conseguimos.

Otro día la profe nos puso un reto más difícil: primero nos enseñó unos terrones de azúcar (que no sabíamos que el azúcar también podía tener esta forma) y los tuvimos que abrir:



Una vez que ya teníamos un montón de terrones abiertos en cada mesa (y de paso que los abríamos también aprovechábamos para chuperretear un poco jejeje) vino el reto: por grupos en las mesas teníamos que hacer una pirámide, sin ninguna indicación más, así que nos pusimos manos a la obra, a ver cómo podíamos hacer una pirámide con aquellos terrones. Estuvimos un buen rato debatiendo, aportando distintas soluciones entre todos, escuchando a unos y a otros:





Cada grupo tenía sus estrategias y su forma de trabajar: algunos intentabas hacerlo en común, otros iban cada uno a su aire...

A veces empezaban bien, sabían que las pirámides de Egipto son cuadrangulares, por lo que su base tiene que ser cuadrada, pero después ponían los terrones al mismo nivel que los de abajo. Otros hacían una pirámide haciendo como una escalera pero no tenía 4 caras, como las de Egipto.

Cuando ya llevaban un buen rato debatiendo y ya los vi bloqueados, les propuse la solución en el encerado. Les fui explicando poco a poco cómo tenía que ser cada piso y ahí ya fue todo rodado. Conseguimos nuestra pirámides:


Una vez hechas, la profe nos propuso hacer la gran pirámide entre todos y así la hicimos:

Primero fuimos colocando los terrones de azúcar haciendo cuadrados cada vez más pequeños:





Hasta que conseguimos construir nuestra gran pirámide:


Finalmente la pintamos para que pareciese una pirámide de verdad:



¿A que nos quedó genial?

Ya tenemos listo otro monumento y, después de pegar el sello de Egipto en nuestro pasaporte, ya estamos preparados para ir a nuestro siguiente destino...

1 comentario:

  1. No me extraña que le pongan tantas ganas es un proyecto chulisimo y muy entretenido.Asi Nicolás me está todos los días con los mapas y los paises,es una manera estupenda para aprender.

    ResponderEliminar